Nuevo visor compacto Delta Optical Stryker HD 3,5-21×44

No es la primera vez que proporcionamos las características de un visor Delta Stryker (*) y es posible que tampoco sea la última, porque desde que Delta Optical lanzó los primeros visores de esta serie (en 2017) fueron muy bien acogidos por los tiradores y, curiosamente también, por muchos cazadores. Por esta razón, desde entonces la empresa no ha dejado de lanzar nuevos modelos e, incluso, ha actualizado los iniciales en varias ocasiones, siendo el Stryker HD 3,5-21×44, protagonista de estas líneas, el más moderno, pues, como se ha apuntado en la entradilla del artículo, fue presentado en el mes de marzo en IWA 2023.

Nunca me ha extrañado que los Stryker HD despierten un gran interés entre los tiradores, porque son miras potentes concebidas para tiro o usos tácticos, pero sí me llama la atención que también las utilicen cazadores porque no entiendo muy bien que un cazador se compre una mira de tiro pudiendo adquirir una expresamente diseñada para cazar. Y, sin embargo, lo cierto es que con determinadas retículas cada vez se utilizan más en la caza a grandes distancias porque los Stryker HD son visores muy robustos y nítidos que, comparados con los visores de caza de la misma potencia y calidad, tienen precios más asequibles.

(*) Sin ir más lejos, en marzo de este año publicamos un extenso artículo sobre el Delta Stryker HD 4,5-30×56 FFP.

Stryker HD 3,5-21×44

Es un visor muy compacto y ligero para tratarse de una mira de la serie Stryker HD. Proporciona un campo de visión a 100 metros de 11,1 metros en 3x y de 1,9 metros en 21x y tiene en común con cualquier otro visor de esta serie que es tan robusto que se puede usar en condiciones extremas con cualquier calibre, que se trata de una mira para montar con anillas (de 34 mm) y que posee una excelente calidad óptica. Su cuerpo es de aleación anodizado en negro mate, posee ocular de enfoque rápido que permite ajustar las dioptrías entre +/-3 y está equipado con lentes multitratadas de vidrio de dispersión extrabaja (ED) con revestimientos antirreflectantes que consiguen una trasmisión de la luz del 98 % por lente y total del 92 %.

El Stryker se puede adquirir con dos tipos de retícula, ambas luminosas y en primer plano, que se denominan DPRC1 y DLR-1. La primera tiene forma de «árbol de Navidad» y permite estimar distancias y realizar correcciones del punto de impacto muy precisas sin necesidad de utilizar los mandos del visor, porque sus divisiones, equivalentes a 0,1 mrad, están sincronizadas con los clics de las torretas.

Y la DLR-1 tiene forma de cruceta con brazos graduados para estimar con precisión la distancia y hacer correcciones rápidas en altura y deriva. Es la retícula que lleva el visor que aparece en las fotos y hemos probado y, a juicio de este autor, la más fácil de usar y adecuada para cazar.

Disparos rápidos y precisos

Como todos los Stryker HD, el nuevo 3,5-21×44 está equipado con mandos muy precisos que, en combinación con sus retículas, facilitan que el usuario pueda usar el visor para hacer tiros rápidos y precisos, lo que con el visor que tratamos hoy se puede hacer a distancias medias y largas gracias a su zoom 3,5-21x.

Así, está equipado en posición central con un mando para anular el paralaje que es el más completo de cuantos he visto hasta la fecha: es más completo que el de cualquier otro Stryker HD y más que el de cualquier otro visor que recuerde haber visto, porque permite anular el error de paralaje entre 9 metros e infinito, pasando por las posiciones intermedias para 10, 15, 20, 30, 40, 50, 60, 70, 80, 90, 100, 120, 150, 200, 300, 500 y 1.000 metros.

Además, sus mandos de ajuste –que como ya hemos apuntado corrigen a razón de 0,1 miliradián (1 cm a 100 metros– son muy precisos y están diseñados para que se puedan girar rápidamente sin que se pierda la precisión de los ajustes. El de altura está sobredimensionado y es antideslizante, por lo que se puede manipular con las manos húmedas o con guantes. Posee indicador visual de giro en la parte superior: al girar la torreta en sentido up o en sentido contrario, una pieza situada en la parte superior de la torreta (que está marcada con una flecha para indicar el sentido de la corrección) deja al descubierto marcas que indican las revoluciones. Y también posee función ‘ZeroStop’ para que el tirador pueda bloquear la puesta a tiro o ‘cero’ y tiene rango en ajuste de altura muy amplio (44 o 45 mrad, dependiendo del tipo de retícula) para que se pueda utilizar para disparar a larga distancia en las competiciones PRS con .22 L.R. o con cualquier otro cartucho cuya bala tenga mucha caída.

El mando de ajuste en deriva también está sobredimensionado y es antideslizante, pero, sin embargo, está protegido por un capuchón que hay que desenroscar previamente para poder utilizarlo. Proporciona un rango de ajuste de 21 mrad.

Cabe añadir que el mando de la unidad de iluminación está situado junto al de paralaje. Consiste en una rueda que permite regular la intensidad en 11 niveles y posee posiciones intermedias de apagado. Al conectarla ilumina la cruceta del «árbol de Navidad» de la retícula DPRC-1 y sólo el punto central de la DLR-1.

Y también que, como ya están haciendo otras marcas, el visor se suministra con muy pocos accesorios, lo que no entiendo ni me parece bien: en una caja de cartón con una llave Allen para ajustar el ‘ZeroStop’ y la palanca o apoyo que se rosca en el anillo de los aumentos para facilitar su manejo.

Es decir, sin tapas ni parasol ni instrucciones ni toallita de limpieza… Y su precio recomendado es de 1.790 euros.

Pruebas

La escasez de accesorios es lo único que no me ha gustado del visor. En todo lo demás me parece que es una mira tan excelente que si yo practicara el tiro no me importaría comprarle unas tapas porque por 1.790 euros considero que ofrece una relación precio-calidad altísima.

El visor que he probado me lo cedió El Caldén, la empresa que distribuye la marca Delta Optical, entre otras muchas, pero no era nuevo. Es posible que pertenezca a un tirador porque tenía bloqueado el cero para que el disparo impactara muy alto, desconozco con qué calibre.

Por esta razón, tras montarla en un rifle Bergara .308 Win. y comprobar el punto de impacto, lo primero que hice fue desbloquear el cero usando una llave Allen de mi propiedad, pues no venía ninguna con el visor (**)

Y luego lo puse a tiro para que el arma hiciera blanco a 100 metros utilizando cartuchos Geco Express, sin mayor dificultad, pues los mandos funcionaron perfectamente. El resultado final es el que se aprecia en la foto: 4 impactos (aunque parecen sólo tres) tan agrupados que se tapan con una moneda de un euro y, por tanto, una agrupación sub-moa puesto que la moneda tiene un diámetro de 23,25 mm.

Lo dicho, un nuevo Stryker HD con aumentos adecuados para disparar a distancia medias y largas que, especialmente, con la retícula DLR-1 puede proporcionar buenos resultados en caza a rececho. Se puede utilizar con calibres potentes, es muy robusto, resistente al agua, posee mandos muy precisos, una calidad óptica muy alta y un precio muy atractivo.

(**) La operación de bloquear o desbloquear el cero no es complicada. Básicamente consiste en desmontar la torreta, lo que se hace desenroscando primero la parte superior o tapa y tirando de esta hacia afuera. Y, a continuación, con la llave Allen se aflojan tres tornillos que hay en el eje, situados debajo del indicador visual de giro, pues son los que fijan la pieza que bloqueo que impide que la torreta gire por debajo del cero.

Especificaciones

Tipo de mira/utilidad: visor para montar con anillas de 34 mm diseñado para tiro y usos tácticos con características adecuadas para cazar a rececho.
Aumentos: 3,5 – 21x.
Diámetro de la lente del objetivo: 44 milímetros.
Pupila de salida: 8,8 – 2,1 milímetros.
Distancia al ojo: 71 – 99 milímetros.
Campo de visión: 11,1 – 1,9 metros a los 100 metros.
Retículas disponibles: DLR-1 (probada) y DPRC-1, ambas luminosas y en primer plano.
Corrección de los mandos de ajuste: 0,1 mrad por clic.
Longitud total: 315 milímetros.
Peso: 805 gramos.
Otras características: óptica ED de primera clase que proporciona una trasmisión total de la luz del 92 %. Tubo de aleación anodizado en negro mate de 34 mm para montar con anillas. Construcción apta para cualquier calibre y uso en condiciones adversas. Ocular con enfoque rápido (+3/-3 dioptrías). Torreta de altura con indicador visual de giro y función ‘ZeroStop’. Rango de ajuste de elevación: 44 mrad con retícula DLR-1 y 45 mrad con DPRC-1. Rango de ajuste en deriva: 21 mrad. Unidad de iluminación tipo rueda en posición central que permite regular la intensidad del punto central de la cruceta con 11 niveles de intensidad con posiciones intermedias de apagado entre nivel y nivel. Mando central para anular el error de paralaje de 9 metros a infinito con posiciones intermedias para 10, 15, 20, 30, 40, 50, 60, 70, 80, 90, 100, 120, 150, 200, 300, 500 y 1.000 metros. Resistencia al agua: 0,3 kg/cm2. Resistencia a los golpes: 6.500 J. Temperatura de funcionamiento: -20/+71 °C. Se suministra con llave Allen para ajustar el ‘ZeroStop’ y palanca para el anillo de los aumentos. Garantizado por 10 años.
P.V.P: 1.790 euros.
Más información: El Caldén.

 

Fotos y textos de autor: Juan Francisco París.

Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image

Image Image Image