Las mujeres ganan terreno en el mundo de la caza en España

El número de mujeres cazadoras en España no ha dejado de aumentar en los últimos años, una tendencia que se constata en numerosos países occidentales a lo largo de las últimas décadas y que ha llevado a que el número de licencias federativas emitidas a mujeres haya experimentado un crecimiento de más del 260 % en quince años.

Actualmente el número de cazadoras en España ronda los 11.000 y destaca el perfil joven, mayoritariamente de una edad inferior a 40 años, con estudios secundarios y superiores (muchas de ellas se encuentran cursando actualmente estudios universitarios) y una amplia diversidad de perfiles profesionales, según el Estudio sobre la Mujer Cazadora en España, desarrollado por Fundación Artemisan y la Universidad de Extremadura.

Las principales motivaciones que han llevado a la mujer a ocupar cada vez un lugar mayor en la actividad cinegética son la posibilidad de disfrutar la naturaleza en términos de conservación, salir con sus perros al campo, compartir el día con amigos y disfrutar de la gastronomía.

Otro de los aspectos que más han visto reflejada esta incorporación al mundo de la caza ha sido el que tiene que ver con los medios de comunicación y las redes sociales, donde su presencia está contribuyendo a mejorar la imagen del sector y a difundir la gran contribución de la caza a nivel ambiental, económico, cultural y social.

Además, en los últimos años la mujer está ocupando también espacios en órganos directivos, como la incorporación de mujeres a las presidencias de varias federaciones autonómicas de caza y su cada vez mayor representación institucional, empresarial y social.

Aunque la incorporación de la mujer al mundo de la caza es un hecho y una tendencia ascendente en los países occidentales, Fundación Artemisan insiste en la necesidad de seguir potenciando su cada vez mayor presencia en todos los niveles de una actividad inclusiva y transversal y que es vital para la conservación del medio ambiente y para el mantenimiento económico y social especialmente del mundo rural.

Descarga el estudio sobre la mujer cazadora en España haciendo clic aquí.

Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Image Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image

Image Image

Image Image