Entrega de los Premios anuales del Real Club de Monteros

Un año más,  el pasado 13 de junio se celebró la entrega de los premios anuales que otorga el Real Club de Monteros.

Durante la cena celebrada a tal efecto, en un ambiente de celebración, socios y amigos de los premiados, pudieron disfrutar de una agradable entorno, al lubricán. Tras el coctel, celebrado en los jardines, ya en el comedor, Doña Carmen Basarán Conde, presidente del Real Club de Monteros y Don Ramón Pérez-Maura presidente del Jurado del Premio Foxá, dieron la bienvenida a los asistentes.

El Premio Club de Monteros a la Personalidad Venatoria, fue concedido en esta edición a Don Juan Abelló Gallo. El Real Club de Monteros, con este premio, ha querido destacar una intensa y ejemplar trayectoria no solo como excelso cazador en distintas modalidades de caza mayor y menor, sino por su dedicación e implicación en la correcta gestión y la conservación de las especies que ha contribuido a la puesta en valor, defensa y promoción del campo y la caza en todos sus aspectos. Su presidente, Doña Carmen Basarán Conde, hizo entrega al premiado del ciervo crucífero, obra del magnífico artista y fallecido socio del RCM, Don “Josechu” Lalanda.

 

Premios Foxá

 

Tras la introducción del señor Conde de San Fernando de la Unión, Don Fernando Primo de Rivera Urquijo, quien en una cariñosa presentación llena de anécdotas, para el mejor conocimiento del premiado. Don Juan Abello, obsequió a los presentes con unas palabras de agradecimiento, donde puso describió la realidad actual del panorama venatoria en nuestro país, al que describió como “un gran coto de caza mayor, donde la escopeta modesta ha perdido su lugar”, destacando la necesidad de devolver su protagonismo a la caza menuda y a sus tradicionales actores. Recalcando la necesidad de defender a la actividad cinegética, en una unidad sin fisuras de todos los cazadores entorno a aquellas entidades que día a día trabajan para su mejor conocimiento, protección y difusión.

En esta edición, fue entregado el XXI Premio Club de Monteros al Arte y a la Cultura, galardón que se otorga bianualmente desde 2005, creado para destacar a quienes han dedicado su capacidad creadora, artística o literaria hacia la caza, y a los que han impulsado bajo cualquier aspecto el mejor conocimiento de esta, a Don Miguel Carretero Sánchez. El Jurado del premio en representación de su socios, ha querido premiar en esta ocasión, una larga lucha tras los fogones, para el reconocimiento en la mesa de las excelencias de la carne de caza, fruto del conocimiento de la larga tradición de la gastronomía cinegética tradicional y las técnicas más novedosas, alcanzando su cocina de caza, rango de Arte.

 

 

Don Laureano de las Cuevas Álvarez, vicepresidente del Real club de Monteros destacó con sus palabras la labor del joven Chef, a quien calificó, más allá de su valía como cocinero y cazador, como un “activista” en defesa de la caza, quien desde el conocimiento y la generosidad, ha sabido como nadie reconstruir la cocina de caza acercándola a sus detractores. Doña Clara Moreno de Borbón, también vicepresidente del Club, hizo entrega del codiciado galardón. En su turno de palabra, Don Miguel Carretero, agradeció a los socios y presentes, su distinción, recordando sus orígenes familiares de cazador manchego, y el a veces incomprendido camino, que basa su éxito en ser honesto y “trabajar en lo que siempre has creído”.

Acto seguido y tras la lectura del acta del Jurado del Premio Jaime de Foxá por su secretario, don Cesar Fernández de la Peña, este dio paso a Don Manuel de Juan López-Lago, quien con unas afectuosas palabras introdujo a la ganadora del Premio Literario Jaime de Foxá 2023, doña Cristina Clemares Pérez-Tabernero, por su artículo titulado “Sueños Traicioneros”, publicado en la “Revista Jara y Sedal” en su número de noviembre de 2023. El galardonado, recibió de manos de Don Julián Coca Borrego, la medalla de “Prados”, que reconoce el galardón, y de Doña María López Arenas, Sra. del  Águila, la dotación económica del Premio patrocinado por Casa del Águila, empresa familiar agroalimentaria toledana, que elabora y comercializa vinos y aceites de gran calidad desde hace más de cuatro generaciones. Doña Cristina Clemares se dirigió a los presentes, con unas sentidas palabras, recordando su infancia y sus inicios en la caza y en especial a la montería española, que ha sido para ella una escuela de vida, que ha sido norte y guía incluso en su relación con sus alumnos, a quienes ha tratado de enseñar la importancia de su práctica en orden a una correcta conservación.

 

 

La ceremonia de entrega de los Premios fue un año más conducida por Don Juan Treviño Zunzunegui.

El Real Club de Monteros,  renueva su permanente apuesta por la cultura y las tradiciones del campo español.

 

Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

Image Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image Image

Image Image Image

Image Image

Image Image